Archivo por meses: enero 2013

Zona de confort

Todos habitamos nuestra propia zona de confort. Apenas somos conscientes de ello, sin embargo, nos movemos en nuestro devenir diario haciendo gala del extendido pensamiento generalizado: «virgencita, virgencita..» y de esta forma van transcurriendo nuestros días en, lo que nosotros consideramos, total normalidad.

Cada día resucitamos con el estridente alarido del despertador y abandonamos los dulces brazos de morfeo arrastrándonos hacia nuestra rutina. Soportamos atascos y malas noticias camino del trabajo y, una vez allí, vendemos nuestro tiempo haciendo algo que, en la mayoría de los casos, ni nos gusta ni nos importa. Aguantamos a nuestros Jefes, sus caprichos y exigencias, agradecidos porque con la que está cayendo…

Y de este modo transcurre nuestra existencia que no nuestra vida porque, sinceramente eso no es vivir. Y lo que es peor, si sorprendemos a alguien tratando de hacer las cosas de un modo diferente rápidamente le reprendemos y le instamos a regresar al rebaño y, de esta forma, acabamos con su sueño y con cualquier atisbo de esperanza que hubiera engendrado.

Pero quiero que hoy sea diferente. Quiero pedirte que hoy hagas algo que te oblige a salir de tu zona de confort. Estaría bien que llamases a esa persona con la que tienes esa conversación pendiente; me gustaría que hoy dieras el primer paso en ese proyecto que te ronda por la cabeza y que siempre andas aplazando o bien podrías salir a la calle e intentar conseguir que alguien te invite a desayunar. Luego vuelve y deja un comentario con tu experiencia.

Para terminar a modo de arenga te dejo una reflexión y un vídeo.

«¿Qué crees que pensaría el niño que fuimos del adulto en el que nos hemos convertido?»

¿Te ha gustado algún artículo? Apúntate a nuestra lista de correo y podrás recibirlos antes que nadie en tu email. Recibirás como máximo uno por día y podrás cancelar tu suscripción en cualquier momento

 

Crisis

Soluciones en tiempo de CrisisCrisis, crisis, crisis… en las esquinas, en las terrazas, en el trabajo y en las cenas de amigos. Es un tema recurrente en todas las conversaciones. La crisis se ha convertido en Trend Topic de nuestras vidas y, aunque delante del espejo te prometas que hoy no vas a hablar de crisis, siempre hay alguien que saca el tema y tú, como te consideras uno de los afectados, entras al trapo.

Hablar constantemente de la actual situación económica y del período que estamos viviendo en poco o nada nos puede ayudar. Peor aún, estarás de acuerdo conmigo en que tiene un efecto contraproducente. Los diversos medios de información se hacen eco continuamente de la situación; al levantarnos nos dan los datos del paro, a media mañana el IBEX 35 se deja de nuevo los 8.000 puntos ante la escalada de la prima de riesgo y por la noche nos informan sobre la caída del consumo en EE.UU. lo cual, por la magia de la globalización, afectará negativamente a nuestras exportaciones por lo que nuestra Balanza de Pagos será más negativa, etc. etc.

Sin embargo, la consecuencia más preocupante de esta crisis, bajo mi punto de vista, es que la mayoría de las personas han aparcado sus vidas a la espera de un momento mejor. Permanecen entre paréntesis, como en un estado de hibernación, a la espera de una nueva primavera económica con la que abandonar su crisálida para volver a retomar su vida.

Para todas estas personas tengo una mala noticia: la crisis no es pasajera, ha venido para quedarse. No se trara sólo de una concatenación de malos datos económicos. Esta crisis tiene raíces muy profundas y es mejor que lo asimiles cuanto antes.

«Hemos confundimos el tener con el ser. Y ahora que no podemos tener parece que no sabemos ser.»

El actual sistema capitalista se sustenta en el consumo. Un consumo tan feroz que es literalmente insostenible. Las empresas fabrican nuevos artículos basándose en unas expectativas de venta que a su vez provienen de unos estudios de mercado igualmente especulativos. Por lo que en el 95% de los casos se fabrica más de lo que se consume utilizando recursos naturales que, por si alguien no lo recuerda, son finitos. Obsolescencia programada, nuevos modelos con igualmente nuevas funcionalidades, cambiamos de ordenador, de teléfono, de televisión o de coche… hemos confundimos el tener con el ser. Y ahora que no podemos tener parece que no sabemos ser.

Sé que suena duro y desde aquí pido perdón si he herido alguna sensibilidad pero la crisis en sí es sinónimo de cambio, es un punto de inflexión. El cambio forma parte de nuestra naturaleza, de nuestra vida y nuestra supervivencia va a depender de nuestra habilidad para adaptarnos al nuevo entorno.

Si de verdad quieres cambiar esta situación deja de esperar a que otros solucionen el panorama. Levántate y mira a tu alrededor, tu día a día está lleno de oportunidades. Sé que ahora mismo no las ves pero están ahí. Quizás sólo tengas que ver las cosas por tí mismo y no a través de las gafas que, desde los medios de comunicación, te han recomendado.

Finalmente te propongo un sencillo experimento. Te invito a que durante una semana permanezcas ajeno a cualquier medio de comunicación. Olvida el telediario, la prensa y las publicaciones digitales. No permitas que nadie te hable de crisis ni de la situación económica. Siéntete libre de presión mediática y evalúa la realidad en primera persona. Camina durante esta semana por tu ciudad, por la playa o el campo. Vuelve a sentirte vivo y libre de las preocupaciones gratuitas que diariamente te regalan los medios de comunicación y sobre las cuales no tienes responsabilidad alguna. Te garantizo que después de esa semana serás una persona diferente, más positiva y dinámica.

En definitiva, deja de esperar a que la televisión anuncie el final de esta situación socio-económica. No te limites a poner entre paréntesis tu existencia porque otros proclamen que estamos en crisis. Conviértete en un indivíduo libre y activo, autónomo de acción y pensamiento, en definitiva un indivíduo vivo.

«La esperanza tiene dos preciosos hijos: sus nombres son enfado y valor; enfado al ver cómo son las cosas y valor para no permitir que continúen así.»

San Agustín.

¿Te ha gustado algún artículo? Apúntate a nuestra lista de correo y podrás recibirlos antes que nadie en tu email. Recibirás como máximo uno por día y podrás cancelar tu suscripción en cualquier momento

 

Image courtesy of [Stuart Miles] / FreeDigitalPhotos.net

Abrir Puertos Mikrotik

Mikrotik logoCuando conectamos nuestra red a Internet es habitual querer hacer que algún servicio interno esté disponible desde el exterior. Si utilizamos un equipo Mikrotik vamos a ver cual es la forma genérica de publicar estos puertos.

A la hora de redireccionar un puerto en nuestro Mikrotik debemos acceder al apartado NAT dentro del Firewall el cual se encargará de trasladar el tráfico proveniente del exterior hacia la ip interna destino. A continuación vamos a ver algunos ejemplos sobre las diferentes posibilidades de que disponemos.

/ip firewall nat

add chain=dstnat dst-port=80 protocol=tcp in-interface=ether1-gateway action=dst-nat to-address=192.168.1.X to-ports=80

La regla anterior redireccionará todo el tráfico con puerto de destino 80 y protocolo TCP que llegue a nuestro equipo Mikrotik a través del interface ether1-gateway al puerto 80 de la ip privada 192.168.1.X.

Podríamos hacer esta regla un poco más específica si en lugar de especificar el interface de destino usamos la ip pública directamente:

/ip firewall nat

add chain=dstnat dst-port=80 protocol=tcp dst-address=(ip pública) action=dst-nat to-address=192.168.1.X to-ports=80

Finalmente podríamos ser más estrictos aún si abrimos el puerto sólo para una determinada ip:

/ip firewall nat

add chain=dstnat dst-port=80 protocol=tcp src-address=(ip orígen) dst-address=(ip pública) action=dst-nat to-address=192.168.1.X to-ports=80

A modo de resumen, a la hora de abrir un puerto en nuestro equipo Mikrotik hay dos aspectos a tener en cuenta: primeramente qué condiciones debe cumplir este tráfico y segundo qué hacemos cuando esas condiciones son cumplidas. Respecto a las condiciones todas están recogidas antes del comando action y contienen ip de orígen, puerto de destino, protocolo, etc. Una vez que el tráfico ha cumplido las condiciones es cuando entra en juego el segundo apartado, es decir, todo lo relacionado con el comando action.

¿Te ha gustado algún artículo? Apúntate a nuestra lista de correo y podrás recibirlos antes que nadie en tu email. Recibirás como máximo uno por día y podrás cancelar tu suscripción en cualquier momento

Liberar espacio en tu servidor Windows 2003

it consulting | Consultoría Sistemas | Puerto Real | CádizHace unos años destinar 8GB a la partición C de tu Windows Server 2003 era una cantidad más que suficiente para albergar los archivos del sistema operativo y el archivo de paginación. Las unidades de disco por aquel entonces solían ser de 36, 72 o como máximo de 146 GB por lo que destinar 8 GB a la partición de sistema parecía más que suficiente.

Sin embargo con el paso del tiempo se hace imprescindible liberar espacio en nuestra unidad C. Las actualizaciones de los programas que tenemos instalados, antivirus, archivos temporales y, como no, los contínuos parches publicados por Microsoft hacen que el espacio disponible en nuestra unidad se vea reducido.

Si todavía mantienes algún servidor en Windows Server 2003 y necesitas liberar espacio en disco, como ha sido mi caso recientemente, continuad leyendo esta entrada para conocer cómo volver a disfrutar de esos Gigas necesarios de espacio para que todo funcione correctamente (Microsoft recomienda mantener un espacio libre de al menos el 50%).

Liberar espacio borrando archivos temporales y logs del sistema.

Es lo más sencillo y rápido por lo que tampoco podéis esperar liberar mucho espacio. La gran mayoría de estos archivos están en la carpeta %windir% por lo que, una vez dentro borraremos los siguientes archivos:

  • KB*.log
  • Setup*.log
  • Setup*.old
  • Setuplog.txt
  • Set*.tmp

Por otro lado, los archivos temporales se almacenan en la carpeta %tmp% por lo que una vez dentro podemos proceder a borrar todo su contenido.

Liberar espacio borrando archivos de Windows Update.

El segundo martes de cada mes Microsoft publica los parches para sus sistemas operativos. Una vez descargados, estos parches permanecen en nuestro sistema por si fuera necesario desinstalar  una actualización.

Podemos eliminar todas las carpetas %windir%\$NtUninstall para liberar espacio a excepción de aquellas que fueron creadas hace menos de 30 días por precaución.

También podemos eliminar la caché de descarga de actualizaciones de Windows, para ello procederemos a eliminar todas las carpetas dentro de %windir%\SoftwareDistribution\download que tengan una antigüedad superior a 10 días.

Si tu problema es con Windows Xp puedes eliminar la carpeta %Windir%\$NtServicePackUninstall$ que contiene la copia de seguridad realizada antes de la instalación del ServicePack 3 y la carpeta %Windir%\ServicePackFiles la cual contiene los archivos del service pack.

Liberar espacio moviendo el archivo de paginación a otra unidad.

Como sabrás el archivo de paginación es utilizado por Windows para gestionar la memoria virtual del equipo. Su tamaño suele ser 1,5 veces el total de RAM instalado por lo que si tenemos 1GB de RAM dicho archivo ocupará 1,5 GB.

ATENCIÓN!! modificar las propiedades del archivo de paginación sin los conocimientos suficientes puede hacer que tu Sistema Operativo no se inicie.

Liberar espacio en disco moviendo archivo de paginación Windows 2003

Por último no olvides vaciar la papelera de reciclaje antes de comprobar el espacio disponible en la unidad.

¿Te ha gustado algún artículo? Apúntate a nuestra lista de correo y podrás recibirlos antes que nadie en tu email. Recibirás como máximo uno por día y podrás cancelar tu suscripción en cualquier momento

 

Cloud Backup con CTERA

CTERA Clod Backup CompanyEl pasado 8 de Noviembre un incendio devastó 4 plantas de un edificio del Ayuntamiento de León donde se encontraba el CPD (Centro de Proceso de Datos). Esta información que es real y que puedes ampliar aquí supondrá un verdadero quebradero de cabeza al consistorio por no mencionar al personal del Departamento de Informática. Como Consultor en Sistemas puedo asegurar que un desastre de esta magnitud dejaría fuera de combate a muchas empresas de capital privado con las que suelo colaborar.

Imagínate por un momento yendo en coche a trabajar y, re repente, donde antes se encontraba un magnífico edificio lleno de oficinas, ahora tan sólo hay cenizas y escombros. Si pudiéramos hacer un test de estrés en materia de Backup a las empresas… ¿Cuántas crees que lo superarían?

Este desastre me da pié para hablar de las soluciones CTERA a la hora de realizar un Cloud Backup. Entendiendo Cloud Backup como la posibilidad de realizar un backup en un dispositivo remoto a través de Internet.

Soluciones como Dropbox o Google Drive son muy útiles a la hora de tener siempre disponibles archivos y documentos personales. Sin embargo estas soluciones sólo deben ser utilizadas para respaldar contenido personal debido a que ninguna de ellas cumple la actual LOPD.

Para refrescar un poco la memoria sobre la LOPD hemos de decir que para que una solución de Cloud Backup se encuentre dentro de la LOPD debe cumplir los siguientes requisitos: la información debe viajar cifrada, debemos conocer la ubicación geográfica exacta donde se almacena esa información y por último debe de ser suscrito un documento de confidencialidad entre las partes.

Todos estos requisitos hacen que cualquier solución gratuita no cumpla las especificaciones mínimas de la LOPD y, por tanto, la información relativa al negocio NUNCA debe ser copiada fuera de la empresa por ninguno de estos médios.

Sin embargo, gracias a los constantes aumentos del de ancho de banda por parte de los proveedores de Internet, realizar un Cloud Backup del Core (Los datos esenciales) de nuestra Organización es algo posible a la par que recomendable. Imagina la posibilidad de recuperar toda la información importante de la empresa en caso de que ocurra un desastre natural con tan sólo disponer de una conexión a Internet. En el caso del Ayuntamiento de León desconozco si disponían de un backup de la información en un medio externo pero en cualquier caso, una solución Cloud Backup, en caso de desastre, es como tener un as en la manga.

El mejor proveedor a día de hoy que he encontrado en el mercado es CTERA. CTERA es un proveedor Israelí que ofrece sus soluciones de Cloud Backup a través de empresas ubicadas en España y cuyos centros de datos también se encuentran ubicados en nuestro país. Por otro lado, la información entre la sede cliente y el destino viaja cifrada y permanece cifrada. Finalmente, es posible firmar el acuerdo de confidencialidad entre proveedor y cliente por lo que CTERA se posiciona como una solución plenamente compatible con la LOPD.

Por último recordar que es la propia LOPD la que obliga a las empresas a mantener una copia de sus archivos fuera de las instalaciones de la misma por lo que el Cloud Backup cierra el círculo.

Si deseas más información sobre el Cloud Backup completa el siguiente cuestionario.

 

¿Te ha gustado algún artículo? Apúntate a nuestra lista de correo y podrás recibirlos antes que nadie en tu email. Recibirás como máximo uno por día y podrás cancelar tu suscripción en cualquier momento